Sustentabilidad en los jardines

Por Lucila Bustos @oda_al_verde

Diciembre es tiempo de cerrar el año y hacer balances. El comienzo del nuevo año trae consigo también cambio de década:¡Qué buen momento para desafiarnos a nosotros mismos, poner la vara más alto e ir por más acciones sustentables, ecológicamente amigables!

Sustentabilidad en los jardinesAplicar la sustentabilidad al diseño de un jardín parece todo un desafío y muchas veces uno no sabe por dónde empezar. Aquí algunas ideas:
Desde el proyecto: en el momento de diseñar una nueva casa y su jardín, conservemos la mayor cantidad de superficie drenante. Nos referimos al área donde el agua de lluvia pueda infiltrarse, es decir penetrar en la tierra en profundidad e ir a abastecer las napas. Cuando minimizamos superficies de pavimentos y pisos impermeables, también reducimos el caudal de agua en superficie y potenciales inundaciones. Podemos lograrlo sin resignar funcionalidad. Ya existen en el mercado productos adecuados como baldosones de hormigón permeable y pisos porosos de piedra partida aglomerados por resinas, con los que pueden construirse superficies continuas y resistentes drenando agua.

Sustentabilidad en los jardinesComencemos a incluir alternativas al césped en nuestros jardines. Revisemos las implicancias. Césped significa: uso de agua por necesidad de riego, consumo de energía en el corte semanal, lucha contra las malezas (ojalá sin toxicidad), fertilización química… Mirando hacia el futuro, el idilio por la carpeta verde sublime de una especie única, tiene los días contados.

Sustentabilidad en los jardines¿Qué podemos hacer? Reduzcamos la elección de césped a las áreas donde realmente resulte necesaria para circular, descansar, hacer deporte. Dependiendo de la situación y los objetivos, podemos considerar algunas alternativas:

Praderas naturales o rough con especies que se adapten a vivir con el agua de lluvia y que se desarrollarán adecuadamente con otro manejo o cortes mucho más espaciados
Cubresuelos. Recordemos que es necesario que la tierra quede cubierta, ya que desnuda se erosiona y no permite el desarrollo de comunidades de fauna que viven al reparo de esa cobertura.
Granza o corteza pueden resultar soluciones adecuadas en algunos casos, sin demandar mantenimiento.

Oda al verdeCultivemos nuestros vegetales en casa, con una huerta propia: Esto trae triple beneficio, uno consume producción vegetal orgánica, se autosustenta en la alimentación y puede ser un pasatiempo increíble. ¿Cómo empezar? Idealmente de menos a más. Asignando un sector en el jardín que pueda ser transformado en un cajón y cultivar allí los vegetales que más se utilizan. Lo más importante es rellenar el cajón con excelente tierra y compost.

Compostemos los residuos domiciliarios en nuestro propio jardín: Esto es muy sencillo. Si el jardín es grande se puede armar un sector con un cajón con 4 pallets y en el frente le dejás móbiles las 3 maderas de abajo. y allí tirar: El pasto recién cortado, hojas secas, diarios, hueveras, cascaras de huevo, cafe, mate, te, verduras crudas. Un consejo: En la cocina armá un basurero aparte para ir juntando esto y cada 3 o 4 días lo llevas a la compostera. No lo toques, no le tires agua ni lo remuevas, En cada cambio de estación, sacas desde abajo, donde dejaste las maderas móviles el compost casero y lo llevas a tu huerta o a rellenar tus canteros.

Oda al verdeAl pensar una nueva plantación o reformular una existente, demos prioridad a:
Incluir nativas: mayor sanidad, menor consumo de agua, brindan alimento y refugio a fauna autóctona.

Aportar diversidad a nuestra plantación, así correremos menos riesgo en caso de enfermedad, y potenciaremos la capacidad de asociación y resguardo entre las especies
Cultivemos en forma orgánica: insecticidas y herbicidas químicos resultan nocivos para el ambiente, insectos benéficos, animales e incluso humanos

Proveer flores a la población de abejas que año a año viene decreciendo por insuficiente flora, el cambio climático y los insecticidas mencionados. Insecto decisivo para la polinización de cantidad de especies, incluido un gran porcentaje de nuestros alimentos, necesita que hagamos un pequeño aporte para su supervivencia, que en definitiva, es también la nuestra.

web: oda al verde

También te puede interesar: Dos protagonistas de estas fechas – Oda al verde

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Revista locally

REVISTA

FOLLOW US ON

Contactáte con Revista Locally