Ecología doméstica: ¿Por dónde empiezo?

Ecología doméstica: ¿Por dónde empiezo?

3 simples pasos para volver el hogar un espacio más sustentable

La cuarentena ha puesto de manifiesto en las familias todos sus hábitos de consumo, desde los gastos extraordinarios de agua, electricidad y gas, hasta la gran cantidad de residuos que se generan; se calcula que aproximadamente un kilo de basura por día por cada habitante en Argentina. Estos hábitos son constantemente cuestionados, pero la posibilidad de repensar los hogares ecológicamente puede volverse intimidante. Empresas como Longvie, líder nacional del mercado de artículos sustentables para el hogar, pueden darnos algunos consejos de cómo dar los primeros pasos. 

Ecología doméstica: ¿Por dónde empiezo?

Repensando las 3 R: reciclar, reusar, reducir en casa

La clave de un hogar más consciente no está solo en las salidas tradicionales como compostar o instalar una huerta orgánica. Hay pequeños hábitos que se pueden convertir, como separar la basura, o reducir la cantidad de plásticos, reemplazandolos por elementos de vidrio o maderas sustentables. Otra clave es prestar atención a elementos que pueden ser reutilizados: el agua que se acumula por el uso de un aire acondicionado puede ser fácilmente utilizada para limpiar la casa, o las prendas de ropa viejas pueden ser transformadas en trapos.

Reducir el consumo

A pesar de que hoy día la conciencia sobre el medio ambiente se ve reflejada en pequeños cambios que han ido ganando lugar, como el uso de lámparas de bajo consumo, se calcula que el 30% del total de energía utilizada parte de los hogares. La elección de los electrodomésticos al momento de reemplazarlos puede significar una gran reducción del consumo eléctrico, y de distintos servicios. Por esto, Longvie ofrece diversos artículos para el hogar con un grado de eficiencia energética A, es decir, que significan un consumo de hasta 55% menor que la media. Desde el lavado de la ropa hasta la preparación de la comida, una elección consciente sobre los electrodomésticos del hogar significa una reducción del impacto ambiental causado por el malgasto energético. Otros consejos son chequear que las heladeras funcionen a una temperatura de 5°C y los aires en 24° y desenchufar los aparatos que estén en desuso. 

Introducir energías renovables 

Cuando la luz natural no sea suficiente, colocar algunos paneles solares puede ser una buena opción para ahorrar en consumo eléctrico. Y aunque pueda parecer algo futurístico o inalcanzable para la mayoría de los hogares, varias marcas ofrecen artefactos de uso cotidiano impulsados por energía solar. Es el caso de Longvie, que dispone de una variedad de termotanques solares, y que también ha puesto a la venta diversos tipos de paneles solares, para el funcionamiento más consciente y ecológico del hogar. 

Siguiendo estos primeros pasos, y modificando pequeños hábitos de la vida cotidiana, alcanzar un hogar ecológico se convierte en una opción viable para las familias argentinas, para cuidar el medioambiente sin salir de casa y con opciones al alcance de la mano.

Ecología doméstica: ¿Por dónde empiezo?

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Revista locally

REVISTA

FOLLOW US ON

Contactáte con Revista Locally